El viejo pescador


© Ulises Velázquez Carrillo

El cuento del viejo pescador

Entre el tiempo viaja la felicidad.
Me contó un viejo pescador de fortuna.
Pasaba la vida y un día le pedí que me enseñase a pescar.
A pescar alegría me contestó emocionado.
Si le respondí.
Bueno para eso hay que tener bondad y poca prisa.
Hay que usar un buen cebo,
¿Que cebo?
Le interrogué con curiosidad extrema.
Su cara se luminó con su saber.
Y me respondió seguro.
Primero mucha entrega al prójimo.
Luego bastante autoestima y sinceridad.
Después una buena dosis de sonrisa.
Más tarde mucho amor y saber dejar pasar el tiempo.
Con estas enseñanzas comenzó mi experiencia como pescador.
El aprendizaje fue muy duro y el fracaso me desmoronó .
Días grises me llenaron de tristeza.
El sabio pescador, me decía.
Paciencia y amor novel pescador.
Hasta que un día a la salida del sol el usado sedal se sumergió en otro mar.
El mar de la felicidad.
Y entre las espumeantes olas picó ella.
La Reina de mi vida.
Siempre ella

Siempre efe

14 pensamientos en “El viejo pescador

  1. querido amigoprimero felicitarte por encontrar la reina de tu vida, me alegra tu alegriahermoso como siempre lo sabes decir y contar en letras todome alegra mucho saber de ti y saber que estas bien, se te ha extrañado, pero estas bien amigote dejo muchos cariños y solo desear tu felicidad que la semana siga linda y que estes muy biengracias por tus saludos y tu compañia amigocuidate, besitosbesos y sueños

    Me gusta

  2. Efe querido: Te extrañeeeeeeeeeeeee tanto!!!!!!!!!!!!!!!Hermoso el cuento…me he dado cuenta qué he sido toda mi vida una pescadora de felicidad! Pero sólo he capturado algunos pocos instantes…Pero igual, los valoro!Besos de hada!!!!!!!

    Me gusta

  3. Tambien es para mi un lujo que me haya visitado Sr de las Brumas.Un abrazo.efe.…………………………………………………………Me alegro de tu visita trini y espero seguir leyendote.un beso.efe.…………………………………………………………Hay que saber pescar querida Hada para poder seguir siendo feliz.Gracias por su presencia.Un besoefe

    Me gusta

  4. Que decirte cuando hablas sobre mares…El tuyo huele a fresco, a esperanza.Me alegro de volver aqui, y no, nunca nos despediremos.Ademas tenemos una cita pendiente por las calles de Madrid.Un fuerte abrazo amigo mio.

    Me gusta

Tu comentario es Bienvenido

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s