La fábrica del placer.


La fábrica del placer.

1Parece ser que la fábrica del placer está situada en nuestro cerebro (Aunque no se si creer a mi Dueña, que afirma que en los hombres la imaginación reside en el pito) desde allí creamos nuestras ilusiones y ganas de gozar. Metafóricamente me imagino, ya que algunos solo imaginan maldades, no confundir con perversidades que la mayoría de las veces son acciones dignas de imaginar.
Creo que la imaginación es la autora de una gran parte de las cosas que hacemos día a día. Por ejemplo la idea de disfrutar una velada loca o apasionante con otra persona, idea que la gozas incluso más, que cuando la vives. Junto a la imaginación vive el arte de la seducción, que con buenas artes, o malas si la situación lo requiere, logra encandilar a la otra persona.
Ahí se encontraría la perversidad que bien administrada se convierte en un buen arte.
Sabes que tu pareja está cansada por que ha tenido un día duro, pero perversamente maquinas un encuentro en la cama, y esta inexplicablemente convierte una negativa en un si brutal. Por lo que la idea perversa de agresión se ha convertido en algo placentero, logrando el gozo y desenfreno deseado.
Porque al contrario de los animales, nuestro cerebro es capaz de desear cuando quiere, no precisa estar en celo la hembra, sino simplemente desear gozar en ese momento, para eso los humanos tenemos el don de ser animales racionales.
Cada día más, afortunadamente nos gusta que nos asalte nuestra pareja, esto también es aplicable a parejas del mismo sexo, y ahí reside la fantasía, una de mis preferidas artes, que unida a la parafilia preferida logran la magia deseada.
Así que a cuidar nuestro cerebro que si no vamos listos.

efe.                                                                                                        Origen de la imagen

firma