La necesidad de ser feliz.


La necesidad de ser feliz.9308306513_629a2c65a7_c

A veces no son necesarias muchas cosas para ser tremendamente feliz, simplemente con la conformidad y los buenos deseos se va caminando, pero la sociedad en que vivimos nos fuerza al desastre, quizá domestico. Pero este nos colma de frustración.
Solo el tiempo nos enseña a tener lo necesario, nos dota de la calma para ver las cosas bajo otro prisma, a empezar a entender al Prójimo. No obstante pienso que también se necesita ser objetivo, las cosas materiales son imprescindibles en casi todas las ocasiones pero eso sí en su justa medida.
Luego también el haber llegado al convencimiento de que te rodean las personas justas, las que de verdad te quieren. A lo largo del camino basamos nuestra actividad, sobre todo la profesional en nuestra agenda de contactos. De ahí que dice el refrán.
Hay que tener amigos hasta en el infierno.
Después de un buen trecho andado, me he dado cuenta que coleccionar, Amigos o más bien contactos, es un poco latoso. Valga la palabrita para decir que es hasta complicado. La felicidad según mi modesto punto de vista está en cualquier cosa, quizá en hacer cosas que en tiempos más ajetreados, como cuando se es muy joven no había tiempo de realizar.
Luego el antídoto de la amistad y el cariño son un gran complemento para ser feliz, eso si haciendo felices a los demás, siempre acompañados de la sonrisa fácil.

efe.

Photo credit: aguayoki / Foter.com / CC BY-NC-SA

firma

8 pensamientos en “La necesidad de ser feliz.

  1. Todos los extemos son malos, parte de la felicidad consiste en saberse aclimitarse… ajustarse con lo que está al alcance de nuestras manos y valga eso tambien para las amistades, para que tener un lista enorme sin muchas de ellas ni nos aportan ni les aportamos nada.Es saber escoger, dinero…adquisiciones… amistades, ahi está el quid de la felicidsd. Creo.
    Saludos,

    Me gusta

  2. Todos ansiamos la felicidad y la buscamos, luego intentamos compartirla y si eso es posible nos vemos realizados. Sin embargo, en el camino, hay mucha desilusión y desengaño. Por eso coincido en tu reflexión que nos dejas.
    Un abrazo.

    Me gusta

Tu comentario es Bienvenido

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s